Embalse de Almendra

Pike Almendra

Características del embalse de Almendra

Almendra lake
Embalse de Almendra

Prácticamente igual de grande que desconocido, el embalse de Almendra es el tercer embalse más grande del país, sólo superado en capacidad por los embalses de Alcántara y la Serena. Posee 2649 hm3 y una superficie inundable de 8650 hectáeras y se encuentra ubicado en el río Tormes en la provincia de Salamanca.

Su principal uso es el hidroeléctrico, aunque una buena parte de los municipios del oeste salmantino son abastecidos por sus aguas. Por supuesto el baño y la pesca en los meses de verano son actividades que también tienen lugar en sus aguas. Se encuentra en un entorno muy despoblado en el cual la presencia humana prácticamente es imperceptible… La mayoría de los pueblos que bañan sus aguas apenas tienen unos centenares de habitantes.

Composición del fondo y estructuras

Granites
Vista de Almendra un día que me tuve que refugiar de la tormenta…

Si hablamos del embalse de Almendra tenemos que hablar del granito. Kilómetros y kilómetros de granitos, con sus típicos «bolos» más o menos grandes e interminables playas de arena, procedente de la degradación de estos granitos. En pocos embalses el granito es una roca tan típica como en Almendra, donde prácticamente el 100% del fondo del embalse está formado por él.

Por supuesto hay diferencias entre las distintas zonas, tanto a nivel de pendientes como a nivel de tamaño o estado de degradación de las rocas. En general es un embalse con pendientes medias, en el cual podemos encontrar profundidades realmente grandes, superiores a los 50 metros en el cauce del río. No obstante también hay muchas zonas con escasas pendientes en las cuales podremos alejarnos decenas de metros de la orilla sin alcanzar apenas profundidad. Hay también una serie de grandes reculas tanto en la vertiente zamorana (la norte) como en la salmantina (la sur).

El mayor handicap de este embalse, desde el punto de vista de la pesca de depredadores, es que el suelo es muy arenoso y apenas contiene materia orgánica. Esta ausencia de materia orgánica hace que la densidad de especies «presa» sea escasa y por tanto también la población de depredadores.

Vegetación y coberturas

Submerged vegetation
Cuando el embalse está alto encontramos muchas más coberturas vegetales

Normalmente es un embalse que se encuentra entre el 50 y el 75% de capacidad, lo cual hace complicado la proliferación de vegetación en los arroyos que en él desembocan. Algunos años lluviosos, en los cuales el nivel se mantiene alto y estable durante los meses de primavera aparece bastante vegetación subacuática, sobre todo en las principales reculas. No obstante la mayoría de los años apenas encontramos vegetación, salvo estacionalmente en dichos puntos y en poca cantidad.

Por otro lado, hubo una parte de la superficie inundable que en su día no se taló y encontramos zonas con bastantes troncos secos, principalmente encinas. También aparecen algunos fresnos en fondos de récula cuando el embalse está muy bajo, pero la encina es el árbol dominante. En este caso, los años en los cuales el nivel está bajo son los mejores, pues hay un mayor porcentaje de árboles sumergidos a cierta profundidad, y afloran sobre todo cuando el nivel baja. Al ser un embalse con pocas coberturas de cualquier tipo, estas zonas de encinas suelen ser puntos muy a tener en cuenta.

Principales especies deportivas

Pike Almendra
Bonita hembra de lucio en prefreza

El embalse de Almendra nunca ha destacado por tener grandes densidades de depredadores. Debido a su gran tamaño y a lo hablado anteriormente sobre los fondos, muchas veces encontraremos kilómetros y kilómetros de orilla poco productivos… Aun así, si tenemos la oportunidad de frecuentarlo acabaremos dando con peces.

A día de hoy la lucioperca es la «reina» del embalse, aunque todavía podemos encontrar algunos lucios y black bass de buen porte.

  • Lucio. En tiempos pasados almendra fue famoso por sus grandes lucios. Prácticamente todos los años salían varios ejemplares por encima de las 2 cifras, algunos de ellos superándolas holgadamente. Hoy en día es muy difícil dar con ellos aunque alguno sigue quedando. Su principal handicap es la falta de alimento ya que el alburno lleva varios años escaseando bastante.

    Black bass Almendra
    Precioso black bass del embalse de Almendra
  • Black bass. El embalse de Almendra nunca destacó por su densidad de black bass y tampoco por su tamaño, pero ha tenido épocas en las cuales arrancar un buen puñado de ejemplares de tamaño medio no era complicado. La parte positiva es que tiene una presión de pesca muy escasa, y cuando das con ellos suelen comer bastante bien.
  • Lucioperca. En los últimos años su población ha crecido exponencialmente, estando hoy ya estabilizada o incluso bajando ligeramente… Se adaptó realmente bien al embalse y hoy podemos capturar ejemplares muy interesantes por encima de los 4 incluso los 5 kg de peso. En determinadas épocas podemos encontrar concentraciones interesantes en las cuales podremos capturar bastantes ejemplares de tamaño medio. Su presencia ha influido muy negativamente en la población de alburno.

    Zander Almendra
    Macho de lucioperca en prefreza
  • Barbo. El barbo en este embalse tiene comportamientos depredadores, especialmente los años en los que el nivel está bajo y no hay mucha comida por las orillas. En estos casos los pececillos constituyen parte de su dieta y se vuelven más agresivos respecto a los señuelos. El tamaño medio es muy interesante (entre 2 y 3 kg), pudiendo capturarse ejemplares por encima de los 4 kg.

Especies presa en el embalse de Almendra

barbo Almendra
Barbo común capturado con un crankbait

Uno de los principales factores limitantes en el desarrollo de las poblaciones de depredadores en Almendra siempre ha sido la escasez de alimento. El alburno lleva en el embalse decenas de años, aunque su población nunca llegó a explotar. Con la llegada de la lucioperca de hecho su población se ha reducido muchísimo, siendo realmente complicado encontrar alguna bola de alburno en el embalse.

Además del alburno, el cangrejo y el percasol siempre han estado presentes, eso si en densidades más bien escasas. Y por último tendríamos a los alevines de carpa, carpín y barbo que, sobre todo en primavera, constituyen una fuente de alimento suplementaria.

Accesos y navegación

El embalse de almendra es navegable pero se necesita sacar un permiso en la Confederación Hidrográfica del Duero, incluso para pescarlo desde pato o catamarán. Al ser un embalse con grandes cambios de nivel y no tener una rampa, si queremos echar allí nuestra embarcación deberemos conocer muy bien los accesos ya que no es sencillo encontrar zonas idóneas.

Es un embalse muy extenso y si bien las orillas no son excesivamente escarpadas, tampoco hay demasiados caminos que terminen en la orilla así que nos tocará andar bastante si queremos pescarlo de orilla.

Por último, si quieres hacerte una idea de qué señuelos utilizar, te recomiendo que leas este excelente post del blog Pescade. ¡Buena pesca!